Harba Lay

Emilio Scaff Saba, denominado como el mago Harba Lay o el caballero de la magia, uno de los pocos magos chilenos que se presentó en la ciudad. El diario Mundo Árabe, describe detalladamente a este artista:
“un mago que transforma un pedazo de papel cualquiera, incluso de diario, en un billete de cincuenta escudos (cincuenta mil pesos) y que no tiene fortuna; que saca de su sombrero conejos y no tiene crianza de conejos; que adivina el pensamiento y no compra números de Lotería o Polla; que hacer aparecer y desaparecer lo que quiera y cuenda quiera y que solo tiene una bondad inmensa y un inagotable voluntad de hacer el bien poniendo al servicio las obras filantrópicas las notables dotes que le regalo la Providencia es, necesariamente, un hombre extraordinario. Y esa renuncia permanente de si para ayudar a los demás- como leal rotario que es- le valió el honorifico nombre de “El Caballero de la Magia” (Mundo Árabe, 31 de octubre de 1963, Santiago).


Harba Lay entro a la televisión en la década del ’60 trabajando en programas como Bin-Bam-Bum. Los efectos que comúnmente realizaba era la lluvia de cigarros, la carta en el globo, el pañuelo y el vaso.